Mi vuelo

Y un día aprendí a volar. Me despojé de prejuicios y abracé mi libertad. Se me marcó la piel en cada esfuerzo como huella de mi evolución. Mi carne y mi espíritu se conectaron para sujetar mi sueño. Aprendí a volar. Y en mi vuelo se disolvieron las injurias, se empequeñecieron los obstáculos. Y en el aire comencé a amarme, así como soy.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .